viernes, abril 24, 2015

Guerras Recicladas


"En los intersticios y fracturas de las rocas se van depositando por milenios los restos de animales y de plantas, materia orgánico que se transforma en petróleo espeso. Algo así pasa en algunas regiones de Colombia: en las fisuras que quedan entre las comunidades que se perciben a sí mismas dejadas a la mano de Dios y un establecimiento político que las desdeña se van acumulando, con el paso del tiempo, odios densos, resentimientos viscosos, una amarga desconfianza mutua que se torna en combustible de la violencia." Fragmento de Guerras Recicladas
Hay muchas frases prefabricadas con respecto a los libros, una de estas dice "es un libro tan bueno que se lee en una sentada". Guerras Recicladas, no es un libro bueno, es excelente, pero para nada se lee en una sentada. Hay que detenerse muchas veces, para procesar información, para no gritar de impotencia o también, porque les puede ocurrir como a mí, que en un par de ocasiones hice un alto en mi lectura para derramar unas cuantas lágrimas.

María Teresa Ronderos es una experimentada periodista, estuvo por mucho tiempo a cargo de Verdad Abierta y todo el bagaje acumulado le permitió realizar un estupendo y riguroso trabajo que se materializa en Guerras Recicladas, libro que a lo largo de seis capítulos narra una parte muy importante de nuestra historia, desde el surgimiento de las autodefensas de Puerto Boyacá hasta la última desmovilización paramilitar que se presentó a inicios de este siglo. 

Ronderos, en una labor de filigrana, en la cual contó con la colaboración de otros valiosos periodistas, contrasta testimonios, busca documentos legales, consulta archivos de noticias, realiza entrevista y así reconstruye el error que hemos vivido y que periódicamente ha mutado para volver cada vez con más bríos.

El prólogo del libro fue escrito por James Robinson, coautor de Por qué fracasan los países (Deusto, 2012) y de manera bastante didáctica explica una tesis a cerca de las causas del conflicto en relación con la visión que las élites políticas tienen de la periferia regional.

Los relatos del libro son bastante fluidos y por momentos pareciera que se está leyendo una novela muy amena. El único punto en contra consiste en los continuos llamados a pie de página que interrumpen la lectura. Probablemente habría sido mejor que todas las referencias fueran al final de cada capítulo.

En resumen, vale totalmente la pena leer Guerras Recicladas para entender las causas objetivas de la perpetuación de nuestro conflicto.


  • Tengo que hacer un reconocimiento a Penguin Random House Grupo Editorial que el año pasado realizó una actividad promocional el día del lanzamiento del libro, en la cual participé y fui beneficiado con uno de los dos ejemplares que se obsequiaron. Gracias a la editorial por este valioso regalo.
  • Rondero participa en la 28° Feria Internacional del Libro de Bogotá. El sábado 25 de abril  a las 4:30 p.m. estará en el conversatorio Paramilitarismo, poder y narcotráfico con Gustavo Duncan y Alberto Salcedo Ramos, auditorio Soledad Acosta de Samper.